La Generalitat Valenciana completará MetroValencia con la L10 hacia el norte de la Ciudad y construir las líneas 11 y 12

  • La alcaldesa de Valencia y la consellera Salomé Pradas presentan el plan de expansión de la red de Metrovalencia, que prevé el desarrollo de las líneas 11 y 12 y la construcción de tres intercambiadores metropolitanos.

  • María José Catalá reitera que “la solución no es simplemente prohibir y limitar el vehículo privado, sino mejorar el transporte público y reforzar la alternativa al vehículo privado para reducir su uso en la ciudad”.

  • Para las próximas fallas, está previsto abrir al público la zona afectada por las obras en la calle Alacant para facilitar el acceso de vecinos y visitantes.

La alcaldesa de Valencia, María José Catalá, y la consellera de Medio Ambiente, Agua, Infraestructuras y Territorio, Salomé Pradas, han presentado este lunes el nuevo plan de expansión de la red de Metrovalencia 2023-2030 para la ciudad de Valencia. Las prioridades del Ayuntamiento y la Generalitat pasan por completar la línea 10 hacia el norte de la ciudad, desarrollar la red hasta la fachada marítima a través de la línea 11 —que discurrirá por la avenida del Port— y planificar la futura línea 12, que llegará al nuevo hospital La Fe y el barrio de Malilla. El programa de Ferrocarrils de la Generalitat (FGV) incluye la construcción de tres grandes intercambiadores metropolitanos en Empalme, Valencia-Sur y Sant Isidre.

La ampliación de la línea 10 de MetroValencia por el norte de la Ciudad

En este sentido, María José Catalá ha afirmado que “la línea 10 siempre ha sido necesaria para conectar el centro, el mercado central, con la zona norte de la ciudad. Limitarla fue una mala solución, un error, y gracias a las obras de los últimos meses hemos podido reconducir todos los proyectos de FGV”. La alcaldesa, que ha visitado las obras de la calle Alacant junto a la consellera, ha destacado que “es prioritario, para dar servicio a 200.000 vecinos y vecinas de Orriols, Torrefiel, Benicalap y Ciutat Fallera, la ampliación de la línea 10 hacia el Empalme”.

La inversión prevista supera los 22 millones de euros y, cuando las obras hayan concluido, será posible una conexión rápida y fluida de los viajeros de las líneas 3, 5 y 9 del metro, que podrán realizar transbordo con la línea 10 del tranvía. Catalá ha resaltado la “estrategia conjunta” entre las administraciones municipal y autonómica y ha agradecido la implicación de la consellera Pradas “en este proyecto tan importante para el futuro de Valencia”.

Para Salomé Pradas, las obras de la calle Alacant “constituyen el primer paso de este programa de expansión y son imprescindibles para que la prolongación de la línea 10 sea una realidad”. “El Botànic renunció a completar la línea 10 y ahora, tras ocho años de abandono, nos ponemos en marcha para ofrecer a los ciudadanos una movilidad equilibrada y responsable, reducir la dependencia del automóvil, así como contribuir al esfuerzo común por respetar la calidad del aire, responder al reto del cambio climático y ganar espacio para la gente en las ciudades”, ha declarado la consellera de Medio Ambiente, Agua, Infraestructuras y Territorio.

Futuras líneas 11 y 12 de MetroValencia

Durante la visita a las obras de la futura conexión subterránea en la calle Alacant, que estarán concluidas en marzo de 2025, María José Catalá ha adelantado que, “en los últimos días, no hemos hablado solo de la línea 10 sino también de las líneas 11 y 12, que son muy interesantes para dos zonas de la ciudad, el barrio de Malilla y la nueva Fe y toda la fachada marítima de Valencia”. “Estamos consensuando por donde deben ir esos trazados”, ha añadido.

La alcaldesa ha aprovechado la Capitalidad Verde Europea 2024 de Valencia para  destacar la necesidad “de dar alternativas en transporte público para la ciudadanía” y ha reiterado que “la solución no es simplemente prohibir y limitar el vehículo privado, sino mejorar el transporte público y reforzar la alternativa al vehículo privado para reducir su uso en la ciudad”.

Respecto a las molestias que puedan ocasionar para las próximas Fallas las actuales obras en el entorno de la Estació del Nort, María José Catalá y Salomé Pradas han anunciado que está previsto abrir al público la zona afectada para facilitar el acceso de vecinos y visitantes. Así, del 8 al 19 de marzo se podrá acceder a la plaza de toros desde la calle Alacant y a la Estació del Nort, también desde esta calle y por el acceso principal en la calle Xàtiva. A su vez, se despejará el paso a lo largo de la calle Alacant.

Scroll al inicio